28 septiembre 2016

¿Informe realista o idealista?


Buena estrategia, ojalá siga así.
El idealismo es todo aquello que sentimos sin percepción alguna de la realidad; quienes así reaccionan, pierden de vista la objetividad y caen en la simulación y el autoengaño. Ha sido práctica cotidiana de políticos y funcionarios a lo largo de la historia de Chiapas. Los informes de gobierno, han sido por excelencia, los escenarios típicos de la expresión idealista de quienes detentan el poder público. Con todo y eso, es recurrente la calificación de dichos informes: realista. “Realista”, solo puede ser aquello que se apegue a la verdad, por difícil de asimilar que sea. No digo que el idealismo sea malo; al contrario, puede ser una filosofía que, convertida en acción, resuelva muchos de problemas sociales.
Muy pocas veces escuchamos informes de gobierno apegados fielmente a la buena fe y honestidad de los gobernantes. Es decir, informes sin paja, ni mácula ni falsas expectativas.
Desde hace unos días, hemos venido escuchando y viendo, vía multimedia, los adelantos del informe de gobierno del alcalde de Tuxtla Gutiérrez, Fernando Castellanos Cal y Mayor. Por alguna razón de peso, el alcalde ha decidido

CLICK EN EL TÍTULO PARA SEGUIR LEYENDO

Riesgo que aspirantes recurran a financiamiento ilícito



Adelanta que en próximas semanas, habrá resultados de investigación contra consejeros cesados
No habrá impunidad en caso de elección fraudulenta
Lagunas en legislación electoral impiden sancionar excesos en campañas electorales
Doce días, límite para difundir informes municipales
Buscan acuerdo para reglamentar propaganda anticipada
Riesgo que aspirantes recurran a financiamiento ilícito
Exige transparencia de partidos en selección de candidatos
Estrecharán colaboración con PGR para evitar candidaturas financiadas por el crimen organizado

Insuficiente, el presupuesto para organizar elecciones.
Restaurar la confianza en el IEPC.

CLICK EN EL TÍTULO PARA SEGUIR LEYENDO

26 septiembre 2016

El estado virulento


Urgen cambios en altos mandos policiales.
Hasta hace unos meses —un año quizá— en Chiapas se vivía en relativa calma; hubo actos de violencia típicos de ciudades como las nuestras: acuchillados por líos de faldas, macheteados en riñas de cantina, robos de carteras, en fin, digamos que se trataba de delitos comunes, sin que ello signifique que debamos estar conformes y no exijamos justicia, principalmente en el tema de los feminicidios que, a pesar de su gravedad, muy poco se ha hecho para frenar su escandaloso crecimiento.
El recuento de crímenes de alto impacto de los últimos meses, es preocupante. Ejecuciones en la Costa —especialmente en Tapachula y la franja fronteriza con Guatemala—; secuestros en la capital y las zonas centro y norte, levantones y ejecuciones en la zona fronteriza con Tabasco. Extorsiones en todo el estado, asaltos bancarios, a comercios y plazas, asaltos a autobuses y camiones de carga… Todo indica que ya no se trata de actos de violencia común, sino de acciones de bandas criminales no solo bien

CLICK EN EL TÍTULO PARA SEGUIR LEYENDO

25 septiembre 2016

Querido Juan Carlos (Cal y Mayor Franco)


Ni a periodicazos ni a columnazos.
Leído he, tu interesante respuesta pública a un escrito mío en el cual, denuncio la espantosa corrupción, prepotencia y abusos que en el Centro Cultural “Rosario Castellanos”, se llevan a cabo; no había podido responder a tus escuetos razonamientos por una razón: no cupe en estos días, en ninguna de las sorpresas que provocaste con tus líneas. Tampoco hubo lugar en mi memoria para acomodar tu apasionada defensa de un funcionario anodino, cuya gran virtud es hacer exactamente lo contrario de la tendente doctrina que predica transparencia, pulcritud, honradez y todas las probidades que los gobernantes han abandonado.
(Digo que han abandonado, porque a pesar de los discursos, se sigue tolerando la corrupción y el resto de males que tienen al país en permanente crisis de confianza y credibilidad.)
Por cierto, cuando califico de “interesante” tu respuesta, no lo hago por su profundidad filosófica —que no la tiene ni como broma y además, debo

CLICK EN EL TÍTULO PARA SEGUIR LEYENDO

22 septiembre 2016

Un patán en la cultura


La prepotencia y el abuso en persona.
“Estimado usuario si usted fue objeto de extorsión, cobro indebido, maltrato verbal, abuso de autoridad, prepotencia o le negaron el servicio sin fundamento, realice su denuncia”, se lee en la página donde el Centro Cultural “Rosario Castellanos”, promociona los servicios “gratuitos” que ofrece a la comunidad comiteca. Pero la realidad es muy distinta. Los cobros indebidos, el mal trato a los talleristas que se oponen a los negocios turbios del director de ese centro cultural, las amenazas e inmoralidades, son el pan de cada día, pese a que las autoridades de ese ramo en la entidad, han sido debidamente informadas de las arbitrariedades ahí cometidas.
Luis Armando Suárez Argüello, asumió el cargo por recomendación directa de Mario Uvence Rojas, extitular de CONECULTA y hoy, secretario de Turismo; desde entonces, lo que antes era considerado el semillero de escritores, poetas, músicos, escultores, se convirtió un centro comercial en el que se trafica con servicios que por ley, son gratuitos y lo peor, respaldados con documentación oficial apócrifa, lo cual es, desde el punto de vista que se

CLICK EN EL TÍTULO PARA SEGUIR LEYENDO

21 septiembre 2016

Rutilio ni se descarta ni se apunta



El presidente del Poder Judicial de Chiapas, habla de las bondades del nuevo sistema de justicia.
AL mismo tiempo, ni se apunta ni se descarta para las elecciones del 2018.

CLICK EN EL TÍTULO PARA SEGUIR LEYENDO

19 septiembre 2016

¡¿Renuncia ya!?


¿Es mentalmente apto el señor Peña para seguir gobernando?
Una —o quizá, la más grande— de las dificultades de un hombre en el poder, es no saber escuchar. No atender a tiempo las voces del pueblo; sucede en cualquier parte del mundo y México, no es la excepción. Desde mediados del primer año de Enrique Peña Nieto, la exasperación colectiva se disparó como nunca antes había sucedido con un presidente de la república. Las malas decisiones, basadas en su mayoría en caprichos infantiles, frivolidades monárquicas, y la notoria corrupción de la administración peñista, abrieron las compuertas al enfado público que dos años después, el mandatario calificó simplemente como “mal humor social”.
La verdad es que no se trata de un estado emocional pasajero del colectivo mexicano, sino de la contundente reacción, lógica, de una sociedad que se ha descubierto a sí misma, engañada, burlada, utilizada y llevada al despeñadero con el más grande de los descaros, comparable solo con las chifladuras del expresidente Vicente Fox, cuando su salud mental

CLICK EN EL TÍTULO PARA SEGUIR LEYENDO

Quizás también le interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...