Ir al contenido principal

Chiapas, el estado que menos crece: RAG



Artículo Único

Angel Mario Ksheratto

“Chiapas le ha dado mucho a México y ahora es tiempo que lo devuelvan, en recursos públicos, para hablar de un trato igual”, dice el senador Roberto Albores Gleason en entrevista, y sugiere una reorganización a fondo de las instituciones para alcanzar el desarrollo integral de la entidad. Para el también dirigente estatal del PRI, la continuidad de ciertos programas exitosos en la administración pública actual, podría ser clave para el futuro y rechaza que las Zonas Económicas Especiales de Chiapas, sean solo retórica. “Son una realidad concreta”, afirma y califica como “dolorosísimos”, los casos de corrupción en que se han visto envueltos varios gobernadores y exgobernadores.
Tras casi cuatro años de posponer la entrevista, el legislador expone que el turismo y la Zona Económica Especial, son factores determinantes para detonar empleos y fortalecer la economía de la entidad. Del PRI, su partido, dice estar convencido de su capacidad para competir y habla del tema de moda: las alianzas, de las que dice, deben ser “grandes”.
No obstante, admite que es complicado, para todos los partidos, el panorama político local y para la sociedad en general; “es una sociedad muy exigente y demandante que exige más y mejores resultados y quiere un proyecto real de Estado. Chiapas tiene mucho potencial, empezando por el talento de los chiapanecos, pero también, son muchos los retos como la pobreza y la marginación y la falta de empleo y eso hay que atenderlo con políticas innovadoras, pensando en grande”, asegura.

—¿Ha sido suficiente lo que hasta ahora se ha hecho para combatir la pobreza?

—No; sin duda no ha sido suficiente. Una gran tarea que tenemos es comunicar las grandes transformaciones que se han hecho en el país; se ha perdido la capacidad de comunicación. Por décadas no se había tomado decisiones fundamentales para enfocarnos y dar todas las habilidades a niños y jóvenes para que puedan competir en un mundo global, apoyando más a los maestros. Se han tomado decisiones que han cambiado gradualmente el destino del país. En el tema de la pobreza, se tiene una política pública en las Zonas Económicas Especiales, para cambiar la dinámica de la pobreza, el no crecimiento económico en las zonas marginadas. Son políticas públicas concretas, no solo discursos. ¿Ha sido una política suficiente? no, pero sí exitosa. Podemos dar el salto de un círculo vicioso de poco crecimiento, pobreza y marginación, a un círculo virtuoso de convertir a Chiapas en una potencia económica que genere empleos y transforme la vida económica de la gente.

—Hay quienes dicen que las ZEE’s no tienen un fundamento sólido y que va a ser algo así como pasó con el Plan Puebla-Panamá: una llamarada de petate…

—¡Híjole! Es un planteamiento tan concreto donde se genera toda la estructura: trajes a la medida, ventanillas únicas e incentivos atractivos para la inversión, como ya se anunció. Las empresas que se instalen, tendrán 10 años sin pagar el ISR; son instrumentos muy concretos. Chiapas necesita ser un Estado Económico Especial; es un estado muy diverso, muy disperso, con una multiculturalidad extraordinaria… Si queremos hacer de Chiapas una nueva dinámica económica de crecimiento, hay que tomar en serio las Zonas Económicas Especiales. Obviamente es muy importante la de Puerto Chiapas, pero debemos lograr que en todas las regiones del estado, tengamos por lo menos, un parque industrial, para generar un clóster (conglomerado) económico. Para Chiapas, que es el estado que menos crece por sus niveles de marginación y pobreza, necesitamos exigirle al centro (del país) que las políticas enfocadas diferenciadas, sean de gran calado.

—¿Cómo lograr que se complementen las ZZE’s con la productividad que en Chiapas es muy baja, a la que se une el problema de la comercialización y la constante caída de los precios?

—Tenemos un gran nicho de oportunidad en nuestros productos primarios; también creo que tenemos talento y gran capacidad para pensar en otros mercados y productos. No hay región en el mundo que haya logrado su prosperidad, sin industrialización; necesitamos seguir fortaleciendo la industrialización, apoyar a las empresas y emprendedores que tengan esa dinámica y por otra parte, impulsar la productividad. Desde luego impulsar lo agroindustrial. Que los procesos completos se den en Chiapas. Tenemos que generar los incentivos para que se haga en Chiapas.

—¿Una estrategia integral?

—Para cada cadena de productividad hay que tener un plan integral. Lo primero es hacer de Chiapas un Estado Económico Especial; necesitamos los incentivos para atraer empresas y apoyar a nuestros emprendedores, para que puedan transitar hacia el valor agregado; ese valor agregado, no se está quedando aquí. En segundo lugar, debemos hacer de Chiapas, una potencia turística. Tenemos todo para lograrlo. México es exitoso en turismo de playa y Chiapas tiene lo necesario para convertirse en una palanca fundamental de generación de empleo. Requerimos de infraestructura carretera para una conectividad efectiva. Conectar todas las regiones para hacer de los municipios, entes competitivos. Tenemos que utilizar los recursos públicos para detonar la economía en general.

—Lo del turismo llama la atención porque se han puesto en marcha muchos proyectos fallidos; la Ruta Maya, el aeropuerto de Palenque, la conectividad terrestre y aérea… Todo ha quedado en prácticamente nada…

—Nuestro estado es una industria turística en potencia y hay que conectar las políticas públicas adecuadas para hacerlo realidad. ¿Por qué fueron exitosos proyectos como Cancún y Los Cabos? Con inversiones públicas millonarias y recursos privados muy importantes e infraestructura necesaria. Chiapas ha tenido un crecimiento muy importante en turismo que hay que seguir fortaleciendo.

—Ligado al turismo está la seguridad, ¿cómo garantizar la seguridad de los turistas?


—Chiapas, a pesar de la complejidad en materia de seguridad en el país, es uno de los estados más seguros del país; creo que debemos seguir fortaleciendo esa política, que es virtuosa.

VEA LA ENTREVISTA COMPLETA EN EL VIDEO.

ksheratto@gmail.com

Las más leídas

Elba Esther Gordillo, sinónimo de corrupción y arbitrariedad

Fichero Político Angel Mario Ksheratto Cínica, la pseudodirigente magisterial no deja lugar a las dudas respecto a su debilidad por el dinero ajeno. Cuando hace unos días Elba Esther Gordillo Morales, dijo que vivía de su “modesto” sueldo como dirigente sempiterna de un grupo de maestros conocidos como “charros”, nadie le creyó; su larga historia de corrupción, mentiras, simulación y sometimiento, dijo rotundamente lo contrario. Ella misma se encargó de confirmar la incredulidad de los mexicanos, regalando doce camionetas de súper lujo a igual número de dirigentes estatales. Sin duda, un acto de inmoralidad espantosa que obliga a exigir a ésta señora, alejarse definitivamente de la espuria dirigencia que dice tener en sus manos. Vergonzosamente, en ese mismo evento la supuesta dirigente magisterial exigió al Gobierno Federal más presupuesto, según ella, para mejorar las paupérrimas condiciones de la educación en México. Imposible creer que ése dinero vaya a las escuelas de cartó

Apunte sobre la entrevista Scherer-Zambada

Fichero Político Angel Mario Ksheratto "El narcotráfico está en toda la sociedad", dijo el capo de la droga al periodista Julio Scherer García, fundador de "Proceso". A juicio de uno de los capos más buscado y perseguido por los gobiernos de México y Estados Unidos, toda acción legal contra el narcotráfico, no modificaría el posicionamiento que han logrado y que, deja entrever, se ha alcanzado gracias a una de las enfermedades crónicas que padece el país: la corrupción. Frente al emblemático periodista mexicano, Julio Scherer García, uno de los referentes periodísticos de mayor trascendencia en América Latina, el capo suelta una verdad estremecedora, abrumadora, perturbadora: “el narco está en la sociedad”. Para los persecutores de éstos, la frase debería ser un reto; para los mexicanos, es desalentador. El flagelo ha permeado por todas partes, en todos los estratos sociales, en todos los rincones de la región. Es, quieran o no reconocerlo las autoridades de t

Las rabietas de MVC

Artículo Único Angel Mario Ksheratto D e manera imprevista, el senador golpea con fuerza el lujoso e impecable escritorio; suelta imprecaciones, enreda sus dedos en el cabello y, con los puños cerrados, vuelve a castigar al mueble en el que no hay un solo papel. —¡Es un malagradecido!, —explota y se queja—: ahora, ni la llamada me toma… Ni él ni sus funcionarios, ¡carajo! La urgencia de hablar con su sucesor —y no obtener respuesta—, tiene fundados motivos para enfurecerlo: seis de sus ex colaboradores, están siendo seriamente investigados y de al menos cuatro, se tienen evidencias claras de desvíos de recursos y uno, ya tiene orden de aprehensión, misma que, inexplicablemente, no se ha ejecutado. Aunque por lo pronto, las indagaciones de millones de pesos desviados no lo alcanzan a él, sí a sus funcionarios, lo que mediáticamente podría afectarle en sus aspiraciones para saltar del Senado al Gabinete del presidente Andrés Manuel López Obrador, desde donde pretende construir una